Kalí Órexi, o cómo sumarle sabor (y amor) a la comida

Con esta nota inauguramos la sección Emprendedores de OnTheFoodieSide

kali orexi sales
Sal cítrica, uno de los productos más vendidos de Kalí Órexi

"Buen provecho", eso significa Kalí Órexi, una de las frases en griego que formaban parte del diálogo cotidiano entre Ignacio Markievich y su abuelo materno. Años más tarde, cuando este abogado aficionado a la cocina decidió ponerle nombre a su emprendimiento no dudó en recurrir a su memoria emotiva: "en cada producto busco que mis clientes puedan compartir momentos con las personas que aman, y la cocina es la mejor excusa para ello", cuenta Ignacio.


Kalí Órexi es uno de tantos emprendimientos que surgieron en los tiempos del encierro asociado al Covid. "En plena pandemia, como todos, cociné mucho -dice Ignacio, de 41 años-. Y observé que en el mercado, local al menos, no existía una variada gama de condimentos combinados para la cocina. Entonces, comencé a explorar sabores y combinar especias del modo en que a mí me gustaría consumirlas".

¿Querés leer más sobre Productos? Te recomendamos: ¡Se agrandó Pastalinda! La clásica, pero más grande

¿Cuál es el modo al que hace referencia Ignacio? Ingredientes de inmejorable calidad, pero con un plus de trabajo creativo detrás, responde: "no sólo mezclar especias, sino darle un tratamiento de estética y sabor, como la sal de vino que requiere varias hidrataciones. Todo con un bello diseño y un frasco reutilizable que tenga valor per se".


Los primeros productos fueron distintas variedades de sales saborizadas, luego llegaron los rubs (o sazonadores): combinaciones de especias y hierbas para preparar diversos platos, con distintos métodos de cocción (parrilla, horneado, braseado, etc). Entre sus productos más vendidos se cuentan su Sal Cítrica, su Sal Malbec, Romero y Cebolla, o su Sazonador Oriental 7 Espacias - Baharat, entre otros.

Los productos de Kalí Órexi pueden conseguirse en su tienda virtual

"Gracias a Kalí Órexi pude conocer gastronómicos de gran prestigio y generosidad, así como también hacer amigos con los cuales nos embarcamos en diversos proyectos solidarios para la comunidad", concluye Ignacio.