top of page

Manduca, un nuevo paseo foodie en plena Avenida Corrientes

Funcionará dentro del Complejo La Plaza, con locales como Los Platitos, Asu Mare o Sifón

En coincidencia con el comienzo de las vacaciones de invierno en la ciudad de Buenos Aires, empieza a funcionar un nuevo paseo gastronómico ubicado en una de las avenidas más icónicas de la ciudad. Dentro del complejo teatral La Plaza, en plena avenida Corrientes (más precisamente, Corrientes 1660), abrirá sus puertas Manduca, que contará con 10 restaurantes, que van desde la cebichería Asu Mare hasta el clásica de costanera Los Platitos.


“Apuntamos a unir los platos identitarios porteños con los hallazgos de la gastronomía actual para todo el público, tanto al mediodía como durante la tarde-noche. Queremos que la gente redescubra el Paseo la Plaza”, comentó Nicolás Kompel, gerente general de Manduca, que funcionará desde las 10 de la mañana.


Si bien la apertura del espacio comienza este fin de semana, el total de los restaurantes estará operativo en agosto. El diseño del espacio estuvo a cargo del destacado estudio de arquitectura HMA, con amplia experiencia en el rubro gastronómicos.


“El objetivo que nos plantearon fue rejuvenecer el pasaje con un corredor gastronómico conjunto y no con puestos aislados. Si bien cada uno de los 10 locales tiene su propia impronta, ahora están vinculados con un mismo lenguaje arquitectónico”, explicó Leonardo Militello, del estudio HMA.

¿Querés leer más sobre Restaurantes? Te recomendamos: Mediodías con platos de estación en Desarmadero Session

¿Qué locales funcionarán dentro de Manduca? La lista es variopinta:

  • Asu Mare: La primera y única barra cevichera de Buenos Aires marca la diferencia con la elaboración en vivo y con su heladera de ceviche donde se observan los ingredientes de esta especialidad peruana. Creada por una venezolana y un peruano, la idea de origen es que la gente -al igual que en Lima- pase, levante su cevichito y se lo pueda comer donde quiera. @asumare_barracevichera

  • Batacazo: Un rescate moderno a la clásica sandwichería porteña. Una barra acogedora en la que da ganas de ser habitué, llegar y que te pregunten “¿Lo de siempre?”. Con una cuidada selección de productos, además de sándwiches y tostados en pebete o en schiacciata, se destacan las croquetas (de jamón, de vegetales), las bombas de papa, las tortillas y una buena variedad de quesos, embutidos y chacinados. @batacazo.sangucheria

  • Koko Bao Bar: Desde Asia con amor. Así se presenta Koko. Su menú incluye muchas especialidades de ese origen adaptadas para el paladar argentino y aptas para comer en la barra y al paso: baos (pan al vapor relleno con opción de carne, pollo, hongos, tofu), dumplings, ramen, samosas, rolls y más.@kokobaobar

  • Let it V: Una propuesta basada 100% en vegetales y con opciones libres de gluten. Ellos lo definen como “Mother Nature’s food”. Ofrecen opciones aptas para todo público con sushi, platos fusión, pokes, ensaladas y “burritos”. Utilizan verduras y frutas orgánicas libres de agrotóxicos para crear sabores, aromas y colores 100% naturales. @letit_v

  • Los Platitos 57: Reabre en su nueva ubicación el clásico carrito de la Costanera Norte que fue un emblema porteño durante más de 50 años. De la mano de sus dueños originales, no faltarán el famoso sándwich de cuadril, el choripán, la barra de metal y las banquetas de cuerina. @losplatitos57

  • Negro + Cuadra: Una fusión de dos grandes apariciones en la escena gastronómica porteña de los últimos años. En Negro tuestan su propio y maravilloso café bajo la etiqueta Fuego Tostadores. Cuadra se especializa en panes de masa madre y piezas de pastelería únicas. Un refugio para disfrutar de los mejores desayunos y meriendas de la zona. @cafenegorok y @cuadra.ba

  • Oy Vey Delicatessen: Otra novedad que se estrena en Manduca. “Comé sin culpa” es el slogan de esta bakery que toma recetas de diferentes orígenes de la cocina judía: a la ashkenazi (europea) y sefaradí (árabe) le suma ideas de la cocina israelí contemporánea. Inspirado en los clásicos almacenes judíos de Buenos Aires, ofrece pastrón en pan goldstein, bagel de pesca ahumada, falafel y otros clásicos como knishes, kipes y burekas. @oyvey.deli

  • San Paolo: Pizza tradicional napolitana elegida como la mejor de Latinoamérica en 2019. El producto final es una pizza de aspecto fresco y jugoso que mantiene la elasticidad y ligereza de la masa, gracias a una masa ligera y oreada, el leudado prolongado y la cocción en horno a leña a altísima temperatura por sólo 90 segundos. @sanpaolopizzería

  • Scannapieco: Con el lema “nada que un helado no pueda arreglar” la familia Scannapieco desembarca con sus exquisitos helados artesanales que hacen historia en el barrio de Colegiales desde 1938. El secreto, cuentan, está en mantener sus recetas originales traídas de Italia y en la calidad de los productos que utilizan. @scannapiecohelados

  • Sifón Sodería: Este referente del barrio de Chacarita reivindica la soda de sifón como un ícono de la mesa clásica de los argentinos. Dicen presente sus tradicionales sifones celestes para tomar con jarras de vermú de diferentes tamaños y sabores. La comida acompaña con raciones de empanadas, buñuelos, tortilla y albóndigas, entre otras variantes. @sifon.soderia

bottom of page