Derribando mitos sobre los embutidos


Picada by Enrique Tomás

¿Existe algo más placentero que sentarse tranquilo un sábado a eso de las 8 de la noche, con tu bebida preferida en una mano (esta bloguera elige la cerveza siempre) y una picadita en la mesa? Si, hacerlo teniendo argumentos para los detractores que consideran muy poco sano ese hábito.


Enrique Tomás, la cadena de jamonerías más grande del mundo, llegó para ser uno de nuestros mejores amigos ya que nos regala esos argumentos. ¿Podés comer todo lo que quieras con esta información? No, pero ¿existe acaso el alimento que puedas comer hasta agotarte y no te haga mal? No lo creo. A continuación les dejo el detalle de los beneficios de cada embutido, a aprenderla de memoria y seguir disfrutando del ritual de la picada argentina:


  • JAMÓN IBÉRICO: Es uno de los embutidos más sanos. Se trata de un producto de mucho sabor y gran calidad, que se obtiene gracias a la capacidad que tienen los cerdos ibéricos de infiltrar grasa en sus músculos y de su alimentación a base de bellotas, arbustos y pastos naturales. Su carne contiene un 50% más de proteínas que las carnes frescas, además de ser rico en vitamina B, zinc, calcio, magnesio, hierro, selenio, cobre y fósforo. Y por si no lo sabías, el jamón ibérico no engorda, pues su contenido de grasa es muy bajo. El consumo de jamón ibérico no sólo beneficia al sistema inmunológico, sino que también ayuda al colesterol por su alto contenido de ácido oleico, un ácido graso mono insaturado que contribuye a disminuir el colesterol malo de nuestro organismo.

  • JAMÓN SERRANO: Es otro de los embutidos saludables que puedes comer. Este alimento también se obtiene de las patas traseras del cerdo, pero no el de raza ibérica, sino el de raza blanca, lo cual implica una importante diferencia de sabor, textura, color, apariencia y aroma. Se trata de un producto cárnico bajo en grasas y rico en nutrientes, calcio, vitaminas del complejo B y D, hierro, magnesio, zinc, potasio y fósforo, además de que su consumo es recomendable para evitar la osteoporosis. También es una fuente de proteínas fácilmente asimilables por el organismo, un potente antioxidante y antiinflamatorio a nivel vascular.



  • JAMÓN COCIDO: A este embutido se le conoce popularmente como jamón de York y es un producto cárnico derivado del cerdo, rico en proteínas, hierro, potasio, magnesio, fósforo, zinc, vitaminas K, B3, B4 y B1. El jamón cocido tiene un alto contenido de sodio, por lo que su consumo no es recomendable para personas que sufran de hipertensión. Del mismo modo, tampoco es apto para diabéticos, dado que suele contener azúcares.

  • LOMO: El lomo embuchado se elabora con la carne más magra del cerdo, por lo que su contenido de grasa es bajo. Durante su elaboración, no se mezcla con carnes de otras partes del animal y es una pieza entera que, una vez salada, se condimenta con ajo, orégano, pimentón y luego se embucha en tripas naturales de cerdo. Cabe destacar que es un alimento rico en proteínas, sodio, potasio, fósforo, hierro, magnesio, zinc, calcio y vitaminas K, E, B1, B12 y B3. Aún así, no es recomendable para personas que sufran de tensión alta porque es rico en sodio.

  • PECHUGA DE PAVO: Cuando hablamos de embutidos, la pechuga de pavo no falta en la dieta de aquellos que desean perder peso. Este embutido contiene poca grasa, un alto contenido en proteínas, 75% por ciento de agua y es rico en vitaminas del grupo B. Es ideal para rellenar bocadillos, para preparar ensaladas o incluso comerlo solo. Sin embargo, no todo el fiambre de pavo es apto para dietas de adelgazamiento o para regímenes libres de gluten, ya que su composición suele contener sal, leche, harina, almidones y féculas de origen vegetal.

  • PECHUGA DE POLLO: Otro de los embutidos sanos que puede ser parte de la dieta diaria es la pechuga de pollo. Su valor nutricional es muy similar al de la pechuga de pavo y también es bajo en grasas.


Por el momento los productos de Enrique Tomás los podemos disfrutar en la Ciudad de Buenos Aires-cuarentena mediante- a través de su WhatsApp al 11-6287-3432 o al 11-3417-4500 con servicio propio de delivery; de su Instagram o por Mercado Libre. Cuando todo este mal rato pase podremos volver a visitar su local en el Shopping DOT.

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram